[Acceder]
 
    Escudo de la Facultad de Ciencias Veterinarias  
 

Menu Principal

PROVETSUR


 

Veterinaria | Postulantes | Perfil | Plan de Estudios | Aula Virtual

El estamento estudiantil de la carrera de Medicina Veterinaria debe poseer las siguientes características de tipo general:

  1. Mantener elevada la autoestima, reflexionando sobre la condición humana, la situación del hombre, su vida social y la relación con la ciencias de la medicina veterinaria.
  2. Ser capaz de construir su propio conocimiento con respecto a la medicina veterinaria, autogestionando su aprendizaje.
  3. Poseer sensibilidad ante la problemática socio cultural y económico en el ámbito de las ciencias veterinarias y las áreas relacionadas, a objeto de contribuir al desarrollo más justo de la sociedad.
  4. Identificarse con los ideales de la UAGRM, posibilitando acciones desde el ámbito de su estudio para el cumplimiento de la misión de la institución y la carrera.
  5. Ser creativo, innovador, cuestionador y ser capaz de problematizar la realidad en las ciencias veterinarias.
  6. Aprender e interpretar las situaciones históricas y sociales en el ámbito de las ciencias veterinarias y en áreas que se relacionen a ella, involucrándose en las temáticas referidas al asunto y defendiendo los principios de la autonomía universitaria.

Es deseable que el estudiante de la carrera de medicina veterinaria, también posea:

  1. Un buen estado de salud y un coeficiente intelectual suficiente, que le permita desarrollar actividades académicas de tercer nivel sin impedimentos.
  2. Determinados conocimientos en las ciencias veterinarias, que le permitan adaptarse con mayor facilidad en los procesos educativos de esta ciencia.

De similar manera sobre la base de lo requerido por la Secretaría Nacional de Evaluación y Acreditación del Comité Ejecutivo de la Universidad Boliviana, el  estamento estudiantil debe cumplir con las siguientes características institucionales:

  • Admisión: Los estudiantes que ingresan a la carrera deben cumplir con un mínimo nivel de conocimientos, aptitudes y habilidades que se requieren en la carrera, así mismo deben cumplir con una de las modalidades de admisión del sistema.
  • Permanencia: El estudiante debe tener las condiciones de rendimiento académico suficiente, de manera que su permanencia no exceda los 7 años.
  • Participación en la carrera: El estudiante debe tener la suficiente motivación como para participar en los procesos académicos, de investigación y de interacción social que programe la carrera. 

profesional formado será capaz de...

El modelo de enseñanza que pretende desarrollar la carrera de Medicina Veterinaria, desde el punto de vista filosófico, se puede definir como “humanista-integrador”, es decir que integra al estudiante con la  realidad circundante, mediante la objetivación en el desarrollo de los contendidos programados; donde el docente centra su atención en la problematización del mismo y los estudiantes buscan soluciones relacionadas con los problemas planteados.
Si el proceso de enseñanza “humanista-integrador” es aplicado con elevada responsabilidad, el graduado podrá poner en práctica sus conocimientos en el campo de su competencia, además de los valores y actitudes que el proceso ha desarrollado.

Bajo este modelo, el profesional formado será capaz de tener y desarrollar aptitudes positivas. Estas actitudes positivas, se circunscriben a lo siguiente:

  1. Alta calificación científica y técnica que le permita identificar y sensibilizarse con los problemas que tienen las comunidades humanas relacionadas con los recursos naturales renovables, analizando las situaciones que se presentan con un espíritu crítico, creativo y/o innovador de manera que pueda contribuir a la solución de las mismas.
  2. Una sólida formación inicial como base para los ulteriores conocimientos, ya que para lograr un aprendizaje significativo y autónomo, es necesario establecer una relación permanente de lo que se asimila en niveles inferiores con conceptos de orden superior más amplios y complejos.
  3. Sentido de solidaridad y compromiso con la realidad social; siendo humilde para saber reconocer sus errores, respetar la sabiduría popular que tienen los pueblos sobre los recursos naturales y aprender de ella a la luz de un análisis crítico.
  4. Un alto sentido de responsabilidad, logrado durante el proceso de formación en el que se le ha inculcado y demostrado que el nivel de aprendizaje que un individuo puede poseer está en relación directa con la dedicación al estudio, la perseverancia y la disciplina. 
  5. Capacidad para trabajar con responsabilidad, tenacidad y ética profesional, respetando la pluralidad cultural y étnica.
  6. Liderazgo, elevada autoestima y facilidad de comunicación.


Los valores y las bases pedagógicas del diseño curricular que sustentan la carrera de formación del médico veterinario, son las siguientes:

  • Los conocimientos teóricos y prácticos que se impartan en las diferentes asignaturas que se agrupan en las áreas en que se estructura la carrera, deben estar interrelacionados, lograr un equilibrio de acuerdo al semestre y buscar desarrollar cada vez más los conocimientos que se van adquiriendo a medida que se avanza en el plan de estudio.  De esta manera, el proceso de enseñanza se irá enriqueciendo gradualmente hasta lograr que el estudiante, entre los semestres noveno y décimo, pueda integrar los conocimientos y habilidades adquiridas que exige el perfil profesional.
  • Los contenidos programáticos, deben tener cierto grado de flexibilidad para adecuarse de manera oportuna a los avances de la ciencia y la problemática del entorno.
  • Los métodos y técnicas de enseñanza que aplique el profesor, sin apartarse y quedar rezagados del avance acelerado que tienen las ciencias veterinarias deben adecuarse a la realidad de la Institución y del medio, por lo cual el proceso cognoscitivo (memoria, pensamiento y percepción) que el estudiante va adquiriendo, posibilite que al finalizar el plan de estudio tenga capacidad creativa e innovadora para trabajar en ecosistemas con diferente problemática ambiental.
  • El proceso de enseñanza debe estar centrado en el alumno, quien deja de ser un simple receptor de información.  Por lo tanto, el docente debe transformarse y constituirse en un educador-orientador permanente no solo dentro de las aulas, laboratorios y trabajos de campo que se desarrollen, sino también en la relación mutua que se va estableciendo de manera “informal” entre docentes y estudiantes.
  • El docente, como será un observador permanente de las aptitudes y capacidades que tienen los alumnos, podrá guiar oportunamente para que oriente su formación en las Ciencias Veterinarias donde éste tiene mayor vocación y habilidades.
  • La metodología de enseñanza, debe incorporar una forma de trabajo activa, participativa y motivadora, de manera que el alumno, junto a su profesor, encuentre sentido y considere útiles los nuevos conocimientos adquiridos, conduzca a una identificación con la realidad y se desarrolle un sentido de pertenencia con su propia cultura.  Para ello, las prácticas de investigación multidisciplinarias que se desarrollan buscan alcanzar este objetivo.
  • El aprendizaje deben contemplar un conjunto de alternativas, tales como la clase-conferencia, seminarios,  talleres, clases prácticas, de laboratorio y trabajos interdisciplinarios o multidisciplinarios que permitan la integración del conocimiento.  Esto conducirá a actualizar al docente, promover el trabajo en equipo y ahorrar recursos económicos.  El logro de un modelo integrador exige asistencia obligatoria y una evaluación continua de las competencias adquiridas.